Últimos temas
» [Entrenamiento - Presente] Últimos preparativos.
Hoy a las 8:05 am por Beretta

» [Petición] Puntos Ninja
Hoy a las 8:03 am por Beretta

» Hola
Hoy a las 8:00 am por Eijiro Yotsuki

» [PN] Compra Ninja
Hoy a las 7:59 am por Beretta

» Hellouuuu
Hoy a las 7:58 am por Eijiro Yotsuki

» [Libre] Si la montaña no va al ninja, el ninja va a la montaña
Hoy a las 7:54 am por Soma Saito

» [Summer Time] Registro de premios
Hoy a las 7:53 am por Beretta

» [Summer Game] Sigue nadando
Hoy a las 7:50 am por Nine Beasts

» [Summer Game] ¡A merendar!
Hoy a las 7:48 am por Nine Beasts

Afiliados
Limpieza 10 - 06 - 18

 photo untitled45.pngBoku no Hero ROLLoving PetsCrear foroOne Piece Legacy

[3º Examen Chunnin] Hora del Té

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por NB Narración el Mar Mayo 29, 2018 3:51 pm

???
Poco más de cien metros al sur de donde el grupo de Genins fue interrumpido, la tarima de madera esperaba silenciosa tras un camino de difícil navegación. En caso de continuar a pie, Kuroda debería sortear aquella natural fortaleza de árboles que obligaba a desviarse por la derecha o izquierda, o bien cortar camino por las alturas marcando el mismo trazo que siguieron de ida.

La niebla, para su suerte, ya había abandonado su sobrenatural comportamiento, y ahora se mantenía concentrada a un metro sobre el suelo simulando una caminata sobre las nubes, aunque en un bosque digno de pesadillas. El mediodía no le quitaba para nada lo tenebroso, emitiendo sombras danzantes con forma de garras en el colchón blanco. Y sobre aquellas monstruosas ramas, cuervos se habían posado en hilera cual señal de mal augurio. Con sus ojos rojos seguían la marcha de los rezagados; los hechiceros de hielo rechazados antes de siquiera poder lucirse. Pero lucirse, a diferencia de la creencia común, no sólo se plasma en el combate.

Llegando al punto de partida, el joven de cabello lila vería un sorpresivo cambio en el escenario que dio inicio al examen. Sobre este, una mesita redonda tres patas de hierro y superficie de azulejos adornaba su centro. A su alrededor, tres sillas de jardín, más pintorescas de lo que aquel bosque se merecía. En una de ellas aguardaba la mismísima Mizukage; impaciente de brazos cruzados, dando apoyo a su agraciado busto. Cruzaba una pierna sobre la otra, aprovechando la comodidad otorgada por el escote lateral en su vestido, mientras balanceaba la punta del pie elevado en un vaivén ansioso. Delante suyo, sobre la mesa, un trío de tazas de té con más ornamentación que las vistas en el hogar de una bisabuela, y una tetera alta, portadora de todo un litro de aquella infusión.

Kirigakure no Sato NPC: Ayame Saito
La mujer, consciente de la pronta llegada de los Yuki, llenó sus pulmones con un profundo suspiro antes de girar el rostro hacia su derecha, donde les encontraría a la media distancia. Para ese entonces, el confundido Akatsuki ya se habría despertado, pudiendo mostrarle a su líder de aldea la integridad que esta merece, si es que el dolor de cabeza se lo permitía.

Saito, contemplando al desalmado par, extendió la zurda hacia las dos sillas libres frente a ella. Tenía una sonrisa dulce, aunque macabra, cual último chocolate prohibido en una caja ajena. Quitándoles aquella mirada aguamarina de encima a los jóvenes, se dedicó a llenar las tazas de un bien cálido té negro. El vapor aromático le inundó el rostro por un segundo tras servir, por último, su propia posición. No pudo evitar cerrar sus ojos bañada en placer, para abrirlos con las iris ya clavadas en los dos examinados.

Tomen asiento, adelante —insistió—. ¿Cuántas de azúcar? —añadió, tomando con dos dedos el extremo de unas pinzas de plata enterradas en un frasco pequeño de vidrio, cargado con cubos de azúcar morena.

En una lástima que termine así, tan abrupto y aburrido, ¿no creen? —sonrió y soltó una risa monosilábica, un resoplido con gracia que apenas logró quitarle una propina a sus cuerdas vocales—. Les llenaron de ilusiones hablando de atacar a muerte, y antes de siquiera poder probarse contra el joven de chocolate marmolado, los enviaron a perder el tiempo con esta solitaria mujer —frunció los carnosos labios y dejó caer sus ojos lentamente hacia la superficie aún vibrante de las tazas de té. Esperó respuesta, o comentarios por más azarosos y errados que fuesen, no queriendo ser la única protagonista de esa cita. Ya estaba grande para seguir jugando con muñecas que no le devolvían la palabra.

Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por NB Narración el Mar Mayo 29, 2018 3:59 pm

Pautas y Aclaraciones.
Tras la narración anteriormente expuesta, se os dan las siguientes aclaraciones:

— El procedimiento correcto para postear en el tema es el siguiente: Kuroda deberá rolear el camino de regreso, según lo descrito al comienzo de la narración. Akatsuki despierta ya encontrada la figura de la Mizukage. Por lo tanto, el primer turno es de Kuroda.

— Todos debéis de usar la tablilla de post de rol del foro dado a que se trata de un evento de gran importancia y cuanto más guapos esteis, más feliz tendréis a la Webmaster.

— Recordad poneros en la piel de vuestro personaje, si hay algo importante en un foro de rol es encarnar a la perfección la misma descripción de este.

— Si bien el relleno no está terminantemente prohibido en este caso, se agradece que no se vayan por las ramas con introspecciones o pensamientos de sus personajes. Además, por favor, no repitan los diálogos ajenos en su propio post, ya que torna la lectura en algo pedante.

— Recordad que nos encontramos en una trama en PRESENTE razón por la cual vuestra vida siempre correrá peligro. Recordad que cada NPC es un mundo, ellos no son vuestros amigos e incluso en caso de verlo necesario serán capaces de acabar con vuestras vidas.

— En todos y cada uno de los post es completamente obligado postear tanto el armamento como las estadísticas del personaje, forma parte de las normas básicas del foro.

— El tiempo de rol será de 48 horas, una vez un usuario postee el contador se reiniciara, de este modo la trama irá mucho más rápido. En caso de demorarse, el usuario podrá avisar a un administrador para que así pueda cederle 24 horas más.


Turno de Kuroda

Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por Kuroda Yukimura el Jue Mayo 31, 2018 11:07 am

Hora del té
Kuroda Yukimura
País del AguaBosquePresente
Muchas eran las ideas que se me pasaban por la cabeza mientras que esquivaba los grandes troncos de los árboles que anteriormente había sorteado por sus ramas más próximas. Se me llegó a pasar por la cabeza dejar al muerto que llevaba en mi hombro, inconsciente, en medio del bosque, al fin y al cabo, se despertaría en algún momento y no recordaría todo lo ocurrido. >> Onimaru fue claro... debo llevarlo al punto de inicio << Pero la pregunta más clara era... ¿porqué me habían hecho volver a mí con el estúpido y al resto lo habían mandado seguir?, ¿era que estaba suspenso en un examen por simplemente no querer salvar a un estúpido que, además de ser un maleducado, ni si quiera se presentó como hicimos el resto? Éramos un equipo, y seguramente hubiera sido todo infinitamente más fácil de haber empezado con buen pie. No sabía nada del País del Agua, quizás es que tenían costumbres raras.

Y aunque durante el trayecto creí que mis fuerzas flaquearían, que sería muchísimo más sencillo dejar al tipo en medio del bosque a su suerte, todas y cada una de las preguntas y cuestiones que mi mente expulsaba, se deshicieron como azúcar en el agua cuando pude ver la figura de aquella mujer. Una señorita cuyas palabras fueras las primeras en darnos la bienvenida. ¿De verdad esto estaba pasando? Hacía como un par de días estaría como siempre, entrenando para intentar "ser mejor" y ahora parecía que la mismísima Mizukage estaba esperando a nosotros, dos idiotas, con un par de tazas de té que visualizaría a medida que me iría acercando a su posición. - Disculpe la tardanza, Yondaime Mizukage, el trayecto ha sido algo tedioso - Expresé con  la claridad que mis nervios me permitían.

En la mesa improvisada en la que estaría esperando la mujer, dos sillas estaban colocadas a los otros lados de la triangular mesa, por lo que, con la mayor suavidad que pude, coloqué a mi aún dormido compañero en la silla de la derecha, intentando sentarlo para que no se cayera, al fin y al cabo, no creía que tardara mucho en despertarse. - Dos, por favor - Respondí al número de terrones que querría en mi té mientras que ocupaba la silla de la izquierda. ¿Esto era otra prueba más?, ¿podría desconfiar de alguien como la Kage del País del Agua? Siempre me habían enseñado que no aceptara cosas de extraños, pero al fin y al cabo, esta mujer que estaría sentada al otro lado de la mesa era una superior de las más constatadas, más incluso que Kaede, a la cual tendría en muy alta estima. - No creo que se le pueda llamar el tiempo a tener el honor de cruzar palabra con la mujer más valorada de todas estas tierras - No era un piropo, era la realidad, no intentaba verter palabras bonitas en un cubo para echárselo por encima a la Mizukage. Tan solo estaba constatando lo que aquella mujer había conseguido. - Aunque siéndole sincero, Akira me debe una revancha, por lo que sí, hubiera preferido medirme con él - Un intento de sonrisa de medio lado, sincera y plácida, salió de mí para dar a entender que estaría tranquilo, aunque no fuera esa la realidad, y a gusto con la conversación, pero que hubiera cambiado mi parecer de estar delante del albino, midiendo nuestras fuerzas como aquel encuentro en los campos de entrenamiento. >> Espero que Kazuma sepa lo que hace << Pensé para mí, recordando que ambos shinobis restantes estarían de camino a otra prueba. Aunque era un idiota, era un idiota con talento. Así mismo, miraría de nuevo al dormido castaño y, de seguir inconsciente, colocaría mi dedo índice diestro en su cuello, a la altura de la yugular, para comprobar que su latido, como durante el viaje, estaba estable. Onimaru tenía razón, al fin y al cabo era un médico, y debía cumplir con mi deber, aunque fuera haciendo de enfermero de un estúpido.

Estadísticas:
  • Fuerza : 20
  • Resistencia : 30
  • Agilidad : 32
  • Espíritu : 30
  • Concentración : 32
  • Voluntad : 20
Chakra : 115(88,46%)


Técnicas:

Cansancio:
- Chakra 100% : estás descansado y en perfectas condiciones. Puedes combatir con todas tus facultades físicas.
Equipo Ninja:


  • Estuche pequeño (muslo derecho):
    - 2 kunais
    - 2 shurikens
    - 1 bomba de humo
  • Estuche pequeño (muslo izquierdo):
    - 2 kunais
    - 2 shurikens
    - 1 bomba de humo
  • Estuche mediano (cintura izquierda):
    - 5 shurikens
    - 4 kunais
    - 2 bombas de humo
    - 2 píldoras del soldado
    - 3 sello explosivo
    - Tsukihana no Manto
  • Estuche mediano (cintura derecha):
    - 9 Shurikens
    - 2 kunais
    - 2 bombas de humo
    - 1 píldora del soldado
  • Estuche grande (cintura centro):
    - 2 píldoras del soldado
    - 1 pergamino de almacenaje
    - 3 sellos explosivos
    - 1 Respirador
    - 3 bengalas
  • Comunicador (oreja derecha) ---> Frecuencia 15.6
  • Tanto (Espalda)
  • Mecanismo Kunai Oculto x2 (cada uno en una muñeca, ocultos)
  • Banda Ninja Getsu (cuello)
  • Capa impermeable (puesta)

Acciones:
- Llegó al punto de partida con inquietudes que se desvanecen al ver la mesa y allí sentada a la Mizukage.
- Me disculpo frente a ella por la tardanza y, de las dos sillas, coloco a Akatsuki en la de la derecha.
- Respondo al número de terrones que ha preguntado sentándome en la silla de la izquierda.
- Le respondo a sus palabras y espero comprobando el latido de Akatsuki.


Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por Akatsuki- el Sáb Jun 02, 2018 1:05 am




Todo se había puesto oscuro, tras los últimos acontecimientos el castaño solo sintió como caía al vacío mientras todo se tornaba negro y su cuerpo era desgarrado por los fantasmas del pasado. Tras el haber fallado poco sabia del mundo exterior, era extraño ya que nunca sintió nada más. Es como si flotara en el mar. Cuando recupero conciencia de sí, solo sentía una fuerte presión dentro de su cabeza sin embargo su cuerpo no parecía tener dolencia alguna más allá de un ligero ardor, como si lo hubieran, seria acaso que estaba tan lastimado que ya había perdido sensibilidad en sus extremidades.

Esto no duro mucho tiempo pues si bien aún mantenía sus ojos cerrados y su cabeza era un desastre total, pudo sentir como movían su cuerpo. La pregunta era quien era la persona que lo ayudaba, acaso serían los examinadores o alguno de sus compañeros lo habría tratado de ayudarlo- Que paso- fueron las palabras que pensó decir, pues su boca aun no reaccionaba.

De repente sintió como la persona que lo movía se detuvo, en ese momento el castaño pudo medio abrir un poco los ojos, de esta manera reconoció a la persona que lo llevaba que era el genin de getsu. También pudo reconocer que se encontraban en el punto donde habían iniciado su examen, sin embargo, el escuchar la vos de la misma mizukage invitarlos a sentarse, causó en su cuerpo una reacción como si una vela se prendiera, así que el joven castaño cerro sus ojos y con todas sus fuerzas trato de despejar su mente y concentrarse en poder actuar de manera correcta frente a su líder, ya que si bien su cuerpo parecía estar bien, su mente estaba demasiada caótica entre las dudas de que había pasado y las imágenes de los recuerdos pasados, aun percibía en su boca el sabor a sangre. para ese momento el joven de getsu lo había sentado en una de las sillas del peculiar lugar donde ayamame-sama se encontraba sentada. Para ese momento el castaño ya pudo reaccionar mejor y termino de acomodarse y contesto a la pregunta que les dirigió al momento de invitarlos asiento- Tres por favor ayame-sama- Pudo decir el joven con un tono algo bajo, pero claro y entendible.

Tras un suspiro abrió sus ojos he hizo una pequeña reverencia ante su líder una vez que pudo verla, tras eso y de una manera más disimulada comprobó que su cuerpo no estuviera herido, afortunadamente para el solo era su cabeza la que le daba problemas, pues bien, su vista no estaba afectada tenia cierto dolor, como si de una migraña se tratara. Tras las palabras que la mizukage pudo suponer que habría fallado, para variar era la segunda vez fracasaba – Goro sensei me rompería los huesos sin duda- sin embargo, lo último dicho por la peliroja era algo que no estaba de acuerdo.

Fue Kuroda quien contesto primero lo dicho por ayame-sama y revelándole que tiene un tipo de revancha con el moreno, que por palabras del joven parecía ser su nombre akira, ante eso, el castaño no tenía nada que agregar. El tenía otras dudas que le rondaban la cabeza, sin embargo, ese no eran momento para tratarlas, después de todo lo último que iba hacer es defraudar a un más a sus ancestros y así mismo, sin olvidar a su querido maestro- En todo caso seriamos nosotros los que le quitamos el tiempo ayame-sama, por lo que espero nuestra compañía sea de su agrado- Comento el castaño con un tono educado, esperaba que la bebida que tan amablemente les había ofrecido no fuera muy amarga, ya que pedir más dulce sería algo vergonzoso, pero esperaba que la misma le ayudara a disipar ese sabor a sangre tenía en su boca.




Estadisticas:

  • Fuerza : 20
  • Resistencia : 20
  • Agilidad : 30
  • Espíritu : 30
  • Concentración : 30
  • Voluntad : 30-10 = 20
Chakra : 124-


Resumen de acciones:

-Akatsukie se recupera después de haber perdido el conocimiento
-Tras sentarse en la silla el joven responde de la manera mas amable a los platiamentos de su lider- manitene la compostura mientras divaga un poco en su mente mientras su compañero habla.


OFF: lamento la tardanza y nose si mi resumen este bien, de cualquier caso, si estoy mal haganmelo saber para corregirlo

PAÍS Del Agua - Kirigakure




.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-

The One:


.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-

pienso - Hablo

Premio kawaii-2017:

Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por NB Narración el Dom Jun 03, 2018 3:17 am

Kirigakure no Sato NPC: Ayame Saito
La anfitriona del evento gustosamente echó en cada taza la cantidad pedida de azúcar, dos para Kuroda, y tres para Akatsuki; finalmente tomando dos para ella misma también. Con dos dedos de cada mano, empujó pocos centímetros las tazas ajenas, acercándolas así al borde de la mesa correspondiente a sus acompañantes. Seguidamente se dedicó a mezclar su té con la pequeña cuchara de plata, emitiendo en agudo tintineo que resonaría entre los troncos de los viejos maderos. No solo ella había endulzado la bebida de los Genins, sino que ambos dos le endulzaban el oído con sus bien escogidas palabras. Ella sonreía, a gusto, sin ocultar el placer de absorber dichos halagos. Cálidos y rejuvenecedores como el vapor del té.

Saben hablarle a una mujer —comentó con mirada felina, enfocándose primero en el Yuki de su propia aldea, para finalizar en el de la vecina—. Y a ti te motiva una rivalidad; emocionante —agregó, acomodando con la zurda gran mechón color cobre detrás de la oreja.

Terminando de revolver su té, quitó la cuchara del mismo y se la llevó a la boca, chupándola aplicando una fuerte presión con ambos labios. La extrajo lentamente, secándola por completo, antes de dejarla alineada paralelamente junto al pequeño plato frente a ella. El pobre utensilio echaba más vapor después de haber sido besado, que recién emergiendo del caliente brebaje.

Desgraciadamente el examinador es Aoyama, no yo —se encogió de hombros, dejando que la tela de su vestido se deslizara un centímetro hacia abajo—. Aunque bueno, como Mizukage tengo ciertos privilegios incluso sobre los designios de la luna. Después de todo, quien da los títulos soy yo, así que ya saben... —guiñó un ojo y separó levemente los labios. Luego elevó su taza, probando el té negro y relamiéndose apenas posteriormente. Se encontraba en el punto perfecto para ella, siendo obviamente su favorito. Portaba una amargura moderada, oculta tras un fuerte sabor herbal que se aprovechaba de la humedad forestal impregnada en el olfato de los presentes. Dos cubos de azúcar eran lo justo para balancearlo, pero tres le dejaban un leve exceso de dulzura.

Pero bueno, pongámonos serios —se acercó más a la mesa y enderezó la espalda, sacando pecho—. Están aquí porque su examinador ha considerado que cometieron errores fatales, o acumulados, y ello ha provocado su suspensión en la prueba. Están condenados a esperar aquí a que sus compañeros finalicen y, de salir todo bien, sean condecorados mientras ustedes son simples testigos. Ustedes, miembros del clan Yuki, rebotados por haber fallado en equipo... —suspiró— Sí, no es algo lindo de oír, pero a llorarle a sus mamis.

Se tomó una pausa para disfrutar de un nuevo sorbo, mientras intercalaba la atención de sus ojos de esmeralda entre los dos jóvenes.

Antes de decirles yo cuáles fueron estos "errores fatales" —gesticuló comillas—, quiero que ustedes me digan en qué fallaron. Los escucho.

Miró primero a Kuroda, cruzándose de brazos para darle apoyo a su propio pecho, como si este a veces fuera una carga pesada. No era su intención, pero esto revelaba más de la pálida piel revelada por su amplio escote, que brillaba cual luna llena bañada por la luz del sol.

Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por Kuroda Yukimura el Dom Jun 03, 2018 2:00 pm

Hora del té
Kuroda Yukimura
País del AguaBosquePresente
En realidad tampoco era tan la rivalidad que tenía con el albino, habíamos peleado solamente una vez, pero entre él y Kiosuke, aquel chico que me subió las ganas de seguir avanzando en lugar de bajármelas con ese "No eres rápido, no eres fuerte", prefería al albina, al menos ese había sido algo más recatado en sus palabras. Ciertamente mi fuerte siempre había sido la oratoria, sobre todo si lo comparabas con mis funciones bélicas, sabía perfectamente que podía ganar antes una batalla verbal que una batalla a puro estilo ninja. ¿Que era mejor o más sencillo? No lo sabía.

Aunque capté al momento lo que la joven quería que hiciéramos al pasarnos las tazas de té, habiendo echado los terrones correspondientes, esperé a que ella fuera la primera en darle un sorbo a dicha mezcla, había visto como ella misma se servía del mismo recipiente que su taza. Una vez que la vi mientras que removía sutilmente mi cuchara por mi recipiente, escuchando aquel tintineo característico, recogí por el asa con mi mano derecha para llevarme a la boca aquel líquido, aún con cierta inseguridad, debía confiar en que aquel brebaje no tuviera nada extraño. Era la Mizukage y estábamos en sus tierras, supuse que tendría que tratarnos con hospitalidad, al menos a mí.

Sus primeras palabras me dejaron un malestar en mi estómago, parecía estuviera preparando el terreno para la noticia que se nos venía encima. En el mismo instante que la mujer allí presente enderezó su cuerpo, mostrando levemente su delantera, supuse que la conversación dicharachera que estaríamos teniendo, pasaría a algo más serio, y no era para menos: había suspendido el examen. Miré de nuevo a mi taza, ¿de verdad había pasado aquello? Por un instante, recorrí levemente todo el corto examen que habíamos realizado para buscar aquello en lo que había fallado, y en realidad, tampoco había encontrado algo demasiado importante como para haber reprobado de esa manera tan drástica. Cuando la alto mando preguntó, pareciendo ella estar bastante segura de sus palabras, y reduciendo su mirada primero hacia mi persona, siendo esta correspondida por mí, me tomé apenas unos treinta segundos para volver a todo aquello mientras que bajé mi mirada hacia la taza que tendría abrazada con ambas manos. Cuando pensé todo aquello y tuve una respuesta, entendí el porqué, y de nuevo, miré hacia los ojos de la orbes de Ayame Saito. Mi rostro denotaría cierta seriedad al mismo tiempo que inseguridad, aunque me dolía todo aquello, mis palabras debían ser claras, sinceras, y sobre todo, nada derrotistas. - En primer lugar, creo que ninguno debimos dejar que Hyunei, la chica de la niebla, tomara control sobre la situación, no porque ella no pudiera hacerlo, pues sus dotes de liderazgo son notables, si no porque eso hace que los demás parezcamos unos completos inútiles - Mi tono sería claro, conciso, y medida que iba hablando, la tranquilidad y seriedad iba haciéndose notar más en mí. - Nunca estuvo bien tampoco que dejara caer desde aquella rama a quince metros a uno de mis compañeros, tuve mis razones, erróneas o no, pero siendo un médico con intentos de ser consagrado, fue una decisión nefasta, y aunque quizás hubiera hecho lo mismo en otra situación, la decisión está tomada y no hay vuelta atrás - Quise callarme, estaba demasiado lanzado como para tomar una nueva ruta a mis palabras, no iba a dejar que mi frustración personal me llevara a hablarle mal a alguien tan importante, desde luego que no, por eso, respiré tranquilamente antes de concluir mi discurso. - Aunque este examen no haya sido MI examen, quiero que sepa que desde lo más hondo de mi ser estoy arrepentido de mis acciones y que, aunque esta vez no lo haya conseguido, no voy a parar hasta estar en la misma posición que usted, liderando todo un lugar, pues el poder conlleva responsabilidad y sacrificio, y por eso los admiro a todos, tantos cuantos haya - No sabía realmente de más aldeas ni lugares, aunque si estaba el País del Agua y el de la Luna, ¿porqué no habría de haber más lugares liderados por sus correspondientes Kages?

Estadísticas:
  • Fuerza : 20
  • Resistencia : 30
  • Agilidad : 32
  • Espíritu : 30
  • Concentración : 32
  • Voluntad : 20
Chakra : 115(88,46%)


Técnicas:

Cansancio:
- Chakra 100% : estás descansado y en perfectas condiciones. Puedes combatir con todas tus facultades físicas.
Equipo Ninja:


  • Estuche pequeño (muslo derecho):
    - 2 kunais
    - 2 shurikens
    - 1 bomba de humo
  • Estuche pequeño (muslo izquierdo):
    - 2 kunais
    - 2 shurikens
    - 1 bomba de humo
  • Estuche mediano (cintura izquierda):
    - 5 shurikens
    - 4 kunais
    - 2 bombas de humo
    - 2 píldoras del soldado
    - 3 sello explosivo
    - Tsukihana no Manto
  • Estuche mediano (cintura derecha):
    - 9 Shurikens
    - 2 kunais
    - 2 bombas de humo
    - 1 píldora del soldado
  • Estuche grande (cintura centro):
    - 2 píldoras del soldado
    - 1 pergamino de almacenaje
    - 3 sellos explosivos
    - 1 Respirador
    - 3 bengalas
  • Comunicador (oreja derecha) ---> Frecuencia 15.6
  • Tanto (Espalda)
  • Mecanismo Kunai Oculto x2 (cada uno en una muñeca, ocultos)
  • Banda Ninja Getsu (cuello)
  • Capa impermeable (puesta)

Acciones:
- Observo como la Mizukage sirve los terrones y da un sorbo a su brebaje mientras que yo remuevo con la cucharilla.
- Tomo un sorbo del té y después de que la Mizukage pregunte, respondo al principio algo inseguro, pero luego mostrando oratoria y resolución a mis actos.


Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por Akatsuki- el Lun Jun 04, 2018 7:27 am




No tardo mucho castaño en tomar la taza y la cuchara mientras mezclaba la bebida. El humo y color eran buenas señales de que el Te servido seria gratificante, además tras haberle servido la cantidad de azúcar que había solicitado, dicha infusión quedo con el tono Acaramelado que tanto gustaba- Que recuerdos- dicha bebida le recordaba a las tazas de leche caliente con miel que su madre solía darle en las noches, así en la sincronía perfecta de recuerdo y sabor le ayudaron al castaño a despejar un poco más su mente y a desterrar el sabor de sangre de su boca.

Sin embargo mientras tomaba su bebida la mizukage dejo en clara la sospecha que el castaño ya traía en mente, sin embargo no entendía bien por qué habrían fallado el otro genin, Sin embargo una de las frases que Ayame-sama diría, ciertamente no serían compartidas por el castaño, ya que considerar a ambos parte del clan Yuki. No esa afirmación era sin duda desmedida, hasta ese momento el contrario no parecía siquiera tener algún detalle o costumbre del clan, aunque como había dejado claro  el joven que tenía el hyoton corriendo por sus venas no parecía tener algún rasgo físico- No es mas que un sangre sucia- sin embargo el no habría de mancillar más el apellido de su familia, por lo que tomo un trago más de su te antes de interrumpir a su líder mientras hablaba.

La peliroja termino su intervención invitándonos a hacer una reflexión y autocritica de nuestro desempeño, si bien ella ya sabria cuales era los fallos quería ver si nosotros estábamos consientes de los mismos. Fue el joven de Getsu quien iniciaría con impresiones de las cosas, en un primer momento no le pareció importante prestarle atención ya que el mismo tenía que reflexionar en sus fallas, sin embargo cuando revelo que había decidido no intervenir en su ayuda y dejarlo caer del árbol fue una información que no pudo evitar escuchar con detenimiento y si bien sabía que el no había sido la persona más fácil de tratar y que era muy probable que fueran sus prejuicios los que hicieran tenerle cierta desconfianza. Lo último dicho por el era algo en lo que no podía justificar, lo entendía pero nada más, el tenia buenos recuerdos de su antiguo equipo y sabía que la confianza era un bien bastante preciado porque haya en el mundo real solo se tenían a sus compañeros nada más para cubrirse la espalda y regresar con vida a su hogar- Mierda-

Tras el último pensamiento y habiendo terminado de hablar kuroda el joven castaño dio un sorbo más a su bebida antes de hablar- Pido de antemano su disculpa Ayame-sama pero no coincido con su afirmación de que seamos miembros de un mismo clan- haciendo un pequeño silencio mientras ponía su taza en la mesa- Después de la guerra de sangre no queda mucho, ni muchos para tal descripción- tras un suspiro- Disculpe la divagación- Comento en tono amable mientras hacia una pequeña reverencia con su frente, como muestra del respeto- Creo que mi error  se puede resumir en que sigo siendo débil- tomando la cuchara empezó a agitarla dentro de la taza de una manera lenta mientras continuaba con su explicación- Es la segunda vez que me veo vencido por alguna clase de ataque mental, aunque la primera vez era un más débil e inexperto que en esta ocasión, creo que esto solo demuestra que mi mente aun no es suficientemente fuerte, pese al tiempo que he dedicado para fortalecerme y ser mejor y mas útil- supiro- Tomando en cuenta mi circunstancias desde un principio pensé que ser creativo seria la mejor táctica para superar la prueba, supuse que al ser el mas vulnerable si me hacia movimientos que parecieran ingenuos o inesperados, serian el cebo perfecto para que nuestras presas me  atacaran y asi pudiera inmovilizarlos- deteniendo su movimiento con la cuchara- lo que no considere es que mis enemigos no me tenían que atacar necesariamente con algún movimiento físico, agregado a eso mi carácter sé que no es de mucha ayuda, me cuesta confiar en los extraños- chasqueando la lengua- mas aun después de lo ocurrido en el chunin pasado, mis prejuicios y la cicatrices de mi pasado me siguen causando problemas.-

Si bien tras lo que había expresado el genin de getsu, el castaño tenían en claro que la desconfianza que le tenía al contrario no estaba tan errada ya que poca entraña se tenía que tener para simplemente dejar caer una vida, fuese quien fuese y eso era algo en lo cual jamás estaría de acuerdo, si bien entendía que la vida del Shinobi era complicada y que habría misiones en las cuales tendría que cumplir aunque no estuviese de acuerdo. El abandonar a un compañero para el no era aceptable. Pero Ayame-sama había sido clara, ese momento no era para andar llorando por lo que el solo hablaría de su caso, si fuera necesario después hablaría con kuroda con respecto a sus decisiones, solo podía entender que el no supiera lo que es tener un equipo y siendo sincero el tampoco había ayudado demasiado a que funcionara la amalgama- mismos que me han causado problemas en esta prueba, ya que al no tener la confianza suficiente no he pedido la ayuda que debí, a lo cual solo puedo rogar su perdón- lo último lo dijo viendo directamente a la mizukage para que viera la determinación en sus ojos y la honestidad que trataba de trasmitir con sus palabras- Seguiré entrenando y me volveré más fuerte, tan fuerte para que mi mente ya no se vea quebrada con esa facilidad y fuerte para servirle en lo que usted me mande, fuerte para que mi maestro no se decepcione más de lo que ya debe estar.

Tras sus palabras bajo la mirada en respuesta de su líder, cual fuera que esta fuera. Esa situación era un poco birraza para el castaño por un lado tenía frente a el a la mujer que mas admiraba en todo ese mundo, una de las figuras a las que se aferró como metas, para continuar viviendo. Estar compartiendo un tiempo de charla y bebida era un honor que siempre aspiro a tener, pero que decepcionante debería ser que dicho honor lo tenía por haber fallado una prueba de tan importancia como lo era el examen chunin. Sin duda la imagen que trasmitía era la última que le hubiese gustado mostrar. Pero era un hombre debería cargar con sus errores, porque aun respiraba y mientras eso ocurriese tenía una oportunidad para ser mejor.

Estadisticas:

  • Fuerza : 20
  • Resistencia : 20
  • Agilidad : 30
  • Espíritu : 30
  • Concentración : 30
  • Voluntad : 30-10 = 20
Chakra : 124-


Resumen de acciones:

-Akatsuki toma de su te mientras escucha hablar a la mizkage como a kuroda
-Se entera mejor de que es lo que paso en el examen y de las acciones de kuroda en el mismo
-Reflexiona de su actuación como de la información recibida hasta el momento
-Deja su taza en la mesa y le dice a la mizukage su reflexión sobre sus errores


OFF: lamento la tardanza y nose si mi resumen este bien, de cualquier caso, si estoy mal haganmelo saber para corregirlo

PAÍS Del Agua - Kirigakure




.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-

The One:


.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-

pienso - Hablo

Premio kawaii-2017:

Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por NB Narración el Lun Jun 04, 2018 7:58 pm

Kirigakure no Sato NPC: Ayame Saito
Como marcapasos, el tacón de Ayame Saito golpeteaba la madera mientras el silencio rodeaba la mesa de té. Cuando Kuroda finalmente se sintió listo para hablar, ella elevó apenas la quijada, seria. El semblante de la mujer permaneció tranquilo y atento a la autocrítica de cada joven, sin develar en ningún momento si estaba de acuerdo o no con ellos. Ambos esmeralda permanecieron apacibles, clavados en las miradas ajenas, si es que estos se atrevían al contacto visual con la líder de la aldea de la niebla. Cuando el primero finalizó, se limitó a asentir y desviar la atención al segundo; repitiendo el proceso. Este, sin embargo, hizo una acotación irrelevante.

Ese pensamiento estúpido les ha llevado a donde están —comentó por lo bajo, aunque muy audible, antes de permitir a Akatsuki continuar con su propia evaluación de desempeño. ¿Qué uso tenía ella para disputas ridículas internas de cada clan? Al fin del día lo que importaba era la ejecución de las tareas impuestas por la aldea que, en este caso, fracasaron ambos sin importar la casta de su apellido.

No tienen que pedirle perdón a nadie, más que a ustedes mismos.

Un sorbo de té provocó una pausa, mientras quitaba la vista del par para disfrutar de aquella bebida. No se la veía enojada o molesta, pero definitivamente había perdido el gesto juguetón portado al inicio de la cita.

Kuroda, ¿cierto? —rememoró, y miró al de cabello lila— Además de dejar caer a tu compañero de dúo, que fue el clavo que selló tu ataúd, dejaste de lado varios detalles que perjudicaron tu evaluación a lo largo de la búsqueda —elevó un dedo índice—. Primero: si es que el morenito no miente, tú tenías conocimiento sobre gran parte de sus habilidades, y en ningún instante las compartiste con tus compañeros. Dicha información, incluso tras tu partida, podría haberles ayudado enormemente —elevó las cejas, interrumpiéndose a sí misma—. Sobra decir que si intentas comunicarles ahora con esa cucarachita en tu oído, te arrancaré la oreja antes de que puedas separar esos labios tuyos —sonrió, y retomó su tren de pensamiento. Elevó el dedo mayor—. Segundo: incluso el más mediocre de Getsugakure cuenta con una técnica sensorial típica de la aldea. El pequeño pelirrojo, Onimaru junior, utilizó la suya en repetidas ocasiones; y tú podrías haber hecho lo mismo, aportando así al rastreo —mostró también el pulgar—. Tercero, no parecieron inútiles por dejar que Hyunie —remarcó su nombre bien pronunciado— tome el liderazgo, sino por haber pasado por alto completamente pistas que ella sí notó. Por ejemplo, barro sobre una rama; y en esto cayeron ambos. El hecho de que creas que fue malo seguir el liderazgo de alguien que es bueno en ello, sólo continúa jugándote en contra. Si algo hicieron bien, fue adoptar una formación ordenada tras ella —tras un suspiró, elevó el dedo anular—. Y por último, sí, dejar caer a tu compañero de dúo inconsciente siendo el médico del par. Pero lo más importante, es si te cuestionaste por qué cayó inconsciente. Qué información sacaste de ello además de simplemente ignorarlo. De haber sido una persecución real, ¿te habría ayudado su sacrificio a encontrar al objetivo?, ¿cómo? —bajó los dedos en un puño— No me respondas, eso es alimento para tu almohada.

Antes de continuar se regocijó en un último sorbo de su taza, alcanzando así el fondo de la misma. Acompañó la moción con un gemido grave de su garganta, denotando la satisfacción que provocaba el sabor del té de buena calidad. Té cuyo origen era tan exótico como desconocido, pero no por mucho tiempo.

Yuki Akatsuki... ¿lo dije bien? —se burló al dirigirse al segundo— Cómo me apena que digas algo tan mundano e insulso como "hacerte fuerte". ¿Qué clase de enseñanza te hemos dado? En habilidades brutas, los cuatro son igual de fuertes; y varían en astucia, inteligencia, atención, o como lo quieran llamar. Tu problema, joven elitista, es intentar enfrentarte solo a un obstáculo que te supera con creces. No es cuestión de ejercitarte, darte ladrillazos en la cabeza, o lo que hagas para entrenar; porque siempre habrá obstáculos más grandes que ti mismo. No me sirves—repito-no me sirves si no sabes trabajar en equipo. Obviamente no quiero a un enclenque mimado entre mis filas, y bien dije filas, porque en ellas hay más gente esforzándose para operar como una unidad —esta vez ni se molestó en elevar uno a uno los dedos, y simplemente le señaló—. Además de tu amado elemento hielo, te especializas en armas, ¿verdad? Pues por algo se privó a tu compañera y a ti de su armamento, y al no conseguir reemplazo quedaste parcialmente inútil. Como dices, te falta saber pedir ayuda, pero es un problema tres veces más grande de lo que aceptas. Aoyama podría haberte hecho defecar tus propios intestinos antes de que buscaras auxilio de cualquier otro participante.

Su tono de voz era angustiantemente estable, sin elevarse por más negativa que fuese su reseña. No mostraba decepción allí donde nunca hubo una fuerte esperanza, ya que tras lo demostrado por los dos artistas de hielo, de momento no estaban listos para hacer más que perseguir bandidos de poca monta en el archipiélago. Y ojalá fuese posible enviarlos a sus casas para que continúen con aquella mundana tarea, pero ese sería el día en el que harían un real cambio.

Pero no hay mal que para bien no venga —citó, y recargó su taza. Con un ademán de la mano preguntó si los dos chicos también deseaban más, en dicho caso sirviéndoles. Esta vez, podían servirse azúcar ellos mismos—. No se irán de aquí con las manos vacías; ni yo, en todo caso. Serán mis emisarios en una importante tarea —dibujó una macabra sonrisa de dientes aperlados, enfilados entre sus carnosos y rosados labios—. Este es mi té favorito, y acabo de usar la última ración en esta amena conversación. Serán enviados junto a un hombre muy confiable al país donde se fabrica. Es tan pero tan bueno, que su ubicación es secreta —explicó, abriendo grandes sus verdes ojos, para posteriormente relajarlos—. Esta es su oportunidad de redención, y superación.

Echó dos cubitos de azúcar en su taza, y comenzó a revolver nuevamente. Contenta, desvió la mirada al bosque, en dirección a donde la pareja restante debería estarse dirigiendo. Ya quería terminar con todo eso.

Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por Kuroda Yukimura el Miér Jun 06, 2018 2:56 am

Hora del té
Kuroda Yukimura
País del AguaBosquePresente
Las duras palabras de aquella a la que debía respeto, sumisión y sobretodo, mi vida, en términos mayores, fueron sinceras, aunque duras, siempre se agradecía que alguien te pusiera los pies en la tierra y te dijera: "Ey, que lo has hecho mal, baja a la tierra y piensa con la cabeza". Así mismo, ignoré por completo las palabras del que ahora sabía que se llamaba Akatsuki, Akatsuki Yuki. >> Parece que ya entiendo porque se ha puesto tan estúpido hace un tiempo << En sus palabras notaba como la inconformidad con que la Mizukage nos tratara a ambos dos por nuestro clan, no era nada extraño, tampoco, pues ya conocía a algún que otro integrante de mis mismas habilidades y no por eso estaba echando por tierra con burdas palabras. Yo no sabía nada de él ni él de mí, apenas nuestros clanes coincidían, nada más. Yo no sabía de su vida, si había sido dura, si no, si había tenido facilidades, si no, yo solo sabía sobre mí, y aunque podía no ser el más fuerte en cuanto a ninjutsu que utilizaba, estaba muy orgulloso de llevarlo en mi propia sangre, estuviera sucia, o no.

Bajé la mirada durante el discurso de Ayame Saito hacia el que había sido mi compañero en el examen para recapacitar acerca de todo lo que había hecho. Si bien era cierto que salvarle o no había sido una estupidez, había actuado como un niño, no como un militar, intenté llevar a taja tabla el examen tal y como dictaba el Código Militar, pero llevándolo a mi terreno, como si hubiera un Código Militar distinto en mi pensamiento. La misión no era solo el objetivo, también sus integrantes, lo había entendido todo, pero era demasiado tarde, y ahora nuestro futuro constaba borroso.

Cuando la Mizukage terminó su discurso con ambos dos, y tomándome unos minutos para pensar mis palabras, regurgité aquello que no podía dejar de recorrer mi estómago en forma de palabras. - No solo cumpliré con la misión que se me haya encomendado en un futuro, por muy simple que parezca, sino que además, haré que tanto tú como Aoyama se arrepientan de haberme suspendido y se sientan tan orgullosos que no tengan otro remedio que darme el título que merezco - No diría nada más. Palabras iban, palabras venían, yo sabía lo que había dicho. ¿Estaba bien, mal, peor que mal? No lo sabía, no sabía cómo se iba a tomar mis palabras la Mizukage, ¿quizás la había cagado otra vez más?  Probablemente, pero aunque dolido con la situación estaba más bien dolido conmigo mismo por haberme dejado llevar por mis propia forma de ser, dejando a un lado no solo lo que significaba ser militar, si no lo que significaba ser un médico. - No les decepcionaré, no de nuevo - Diría con una mirada totalmente seria, segura, afirmante de mis pensamientos. Espera de todo corazón que la mujer no tomara mis palabras como algo personal, y que entendiera el eterno mar de pensamientos y sentimientos que ahora mismo recorría apenas estos 68kg de pura estupidez.

Estadísticas:
  • Fuerza : 20
  • Resistencia : 30
  • Agilidad : 32
  • Espíritu : 30
  • Concentración : 32
  • Voluntad : 20
Chakra : 115(88,46%)


Técnicas:

Cansancio:
- Chakra 100% : estás descansado y en perfectas condiciones. Puedes combatir con todas tus facultades físicas.
Equipo Ninja:


  • Estuche pequeño (muslo derecho):
    - 2 kunais
    - 2 shurikens
    - 1 bomba de humo
  • Estuche pequeño (muslo izquierdo):
    - 2 kunais
    - 2 shurikens
    - 1 bomba de humo
  • Estuche mediano (cintura izquierda):
    - 5 shurikens
    - 4 kunais
    - 2 bombas de humo
    - 2 píldoras del soldado
    - 3 sello explosivo
    - Tsukihana no Manto
  • Estuche mediano (cintura derecha):
    - 9 Shurikens
    - 2 kunais
    - 2 bombas de humo
    - 1 píldora del soldado
  • Estuche grande (cintura centro):
    - 2 píldoras del soldado
    - 1 pergamino de almacenaje
    - 3 sellos explosivos
    - 1 Respirador
    - 3 bengalas
  • Comunicador (oreja derecha) ---> Frecuencia 15.6
  • Tanto (Espalda)
  • Mecanismo Kunai Oculto x2 (cada uno en una muñeca, ocultos)
  • Banda Ninja Getsu (cuello)
  • Capa impermeable (puesta)

Acciones:
- Escucho, reflexiono mientras que la Mizukage habla con Akatsuki, y acto seguido respondo, esperando nuevas órdenes.


Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por Akatsuki- el Miér Jun 06, 2018 10:29 am




Si bien las palabra de su líder habían sido duras, no podía negar que tenían una dura verdad que él debía asimilar, los hechos eran claros y el había fallado, si bien tenía una idea de que era lo que estuvo mal, que ayame-sama le dijera que era más serio que lo que pensaba, era algo que no debía echar en saco roto. Sin embargo otra critica que bien lo dejo impactado era el que lo encajonara de elitista. ¿Enserio? El un huérfano de una masacra, era una persona elitista. Pero si bien lo primero que debería responder era un rotundo no, la realidad es que talvez tenía razón, estaba consiente que su padre estaba fuertemente involucrado en el mando cuando aún vivía y que en su pueblo cuando estaba en pie, él tenía una vida y una posición más cómoda, inclusive su tío, pese a que se alejó de todo el ajetreo político, tenía una vida mucho más sencilla  que los demás.

Así que este llamado de atención sería algo que el castaño tendría que reflexionar, fue educado de cierta manera y el haber perdido a su familia se aferró a sus recuerdos y sus enseñanzas talvez seria tiempo de reflexionar sobre ellas, sin embargo en la critica que le era dirigida parecía que obviaba sus propio errores que ella como líder cometió, pedir ayuda, confianza. Si bien entendía que eso eran las bases de una alianza tanto como entre extraños como entre los mismos compatriotas. Pero no se puede ser tan crédulo, la última vez que le tendieron la mano a una extraña, término traicionándolos de la peor manera, causó una guerra, lastimo a su maestro y solo los dioses saben que tanta información se abra llevado esa maldita. El no olvidaba cuando esa traidora se hacía llamar una de las más cercanas de la hermosa peliroja que estaba frente a el y ese recuerdo lo hacía cuestionarse un segundo pensamiento, el referirse así de su clan, sabiendo lo que paso, las muertes de tantas personas, que eran su responsabilidad, su gente, no extraños que tocaron su puerta, era gente que nació y vivió en su país, mismo porque han luchado incontables veces  y por ella misma, a ellos no se les tuvo confianza, a ellos se les dejo morir sin recato alguno - Claro ellos apostaron y perdieron- Eso ahora lo entendía, pero esa actitud de su líder era la que no terminaba de entender. Puede que la aldea se haya mantenido al margen o que haya escogido ayudar al bando contrario, después de ir al laboratorio le quedaba claro que aun había muchas cosas que no entendía, no sabía si tenía una imagen idealizada de su aldea pero atrás de esa imagen se encontraban cosas oscuras. Ver ayame-sama asi lo hacía reflexionar que la aldea era como ella, hermosa por fuera y peligrosa por dentro. Cualquiera que fuese el caso, estaba claro que ella estaba en la cima y para estarlo era obvio que habría escalado una montaña de cadáveres y su poder para mantenerse ahí era claro. Podría tener razón y sus pensamientos eran insulsos, pero si algo le habría enseñado la aldea era que solo los fuertes sobrevivían, que solo el fuerte tenía el poder para hacer, ya sea cosas buenas o cosas horribles y si bien tomaría en cuenta todo lo dicho por su líder para mejorar, le parecía irónico que fuera ella la que hablara de elitismo, siendo ella misma la punta de la pirámide de las castas shinobis. Si bien la diferencia clara entre ella y los civiles es que el que ella estuviera allí le habría costado sangre y esfuerzo.

Penso en contestar a los cuestionamientos, pero tampoco era el momento para justificarse, el mismo no creía tener ninguna justificacion, las palabras dichas por ayame-sama en el fondo le marcaban una verdad que pisaba fuerte su orgullo, pero aun tenia oportunidad de crecer y mejorar. No todo podía ser tan malo, pudieron dejarlo morir, pero no lo hicieron, ni el examen pasado ni en esta ocasión tampoco. No sabía quién lo habría salvado de caer, pero tendría que averiguarlo y agradecerle- Ayame-sama- Que raro era todo eso, sentir tanta admiración por alguien pero al mismo tiempo tener ciertos reproches hacia la misma persona- tengo un camino muy largo aun-

Tras un suspiro el castaño movió la cabeza como respuesta afirmativa cuando se preguntó con cierta burla por su nombre y después de haber oído las palabras de la mizukage el castaño respondió ante la encomienda que les estaba otorgando la mizukage- Como desee ayame-sama traeremos sin falta lo que nos pida-  aun le intrigaba, quien sería la persona de la que se refería que los acompañaría, pero no se sentía en la posición de andar lanzado cuestionamientos, ante la oportunidad de redención que se le otorgaba, debía aprovecharla- Si es Goro-sensei me partirá los huesos- Tomo de nuevo su taza y empezó a tomar el dulce líquido que en ella estaba, había respondido en plural porque ella marco claramente que los dos eran sus emisarios, así que para bien o para mal, seguía pegado al sangre sucia- bueno tal vez pueda averiguar si en realidad lo es- así continuando con la toma de su bebida quedo a la espera de mas instrucciones, volteando de reojo hacia el bosque, esperaba que los otros dos genin hubieran tenido mejor suerte que el. En algo estaba seguro ese te sin duda era delicioso- Tal vez podría conseguir un poco para el-

Estadisticas:

  • Fuerza : 20
  • Resistencia : 20
  • Agilidad : 30
  • Espíritu : 30
  • Concentración : 30
  • Voluntad : 30-10 = 20
Chakra : 124-


Resumen de acciones:

-Akatsuki Escucha detalladamente las palabra de la mizukage
-Tiene un debate interno sobre lo que le fue marcado, ya que entiende en lo que fallo, pero tiene dudas que un le rondan en la cabeza y lo hacen cuestionarse el como son las cosas en su aldea.
-Reflexiona de su actuación y responde a la encomienda dada por la mizukage
-Toma su taza de la mesa y termina su medida esperando instrucciones y divagando un poco.


OFF: lamento la tardanza y nose si mi resumen este bien, de cualquier caso, si estoy mal haganmelo saber para corregirlo

PAÍS Del Agua - Kirigakure




.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-

The One:


.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-

pienso - Hablo

Premio kawaii-2017:

Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por NB Narración el Jue Jun 07, 2018 5:45 pm

Kirigakure no Sato NPC: Ayame Saito
Cruzada de piernas con la vista perdida entre los árboles, la Mizukage finalizó de revolver su taza de té al tiempo que un Genin, sin invitación alguna, alzaba la voz autoproclamando confianza para con la mujer. Esta golpeteó el borde de la cerámica con el utensilio de plata para quitar el exceso de líquido del último, antes de apoyarlo sobre la mesa y beber un sorbo. Manteniendo la taza cerca del rostro suspiró por la nariz, ahuyentando el vapor que se elevaba desde la superficie del brebaje.

Imagino que no nos decepcionarás contando desde mañana o algo así, porque acabas de decepcionarme de nuevo —se dirigió a Kuroda en palabra, mas no en mirada. Continuó bebiendo su té, expectante de la nada tras la maleza—. ¿Crees que por ser de otra aldea no le debes respeto a un Kage? —cuestionó alzando apenas el tono de voz— Así no durarás ni treinta segundos en el Té. Es más, para asegurarme de que no sea un paseo por el parque, irás bajo las órdenes de la niebla.

La niebla comenzó a tornarse espesa nuevamente, y el calor regresó. Esta vez, sin embargo, se sentía mucho más pesado y apabullante que durante el examen, poniendo real peso sobre los hombros de los jóvenes. La dama del agua apoyó su taza en la mesa, y cruzándose de brazos con disgusto reposó la espalda contra el asiento.

—anunció a la nada. Junto a ella, desde la mera niebla, se materializó en un parpadeo la figura del enmascarado que había guiado al par de Kiri—. Escolta a los pequeños de regreso a la aldea. El joven Kuroda será nuestro invitado hasta que sea convocado a sus prontos deberes. Lo tomaremos prestado; dudo que a sus superiores les importe. Tiene prohibido abandonar la isla, y compartirá residencia con el tan cariñoso Akatsuki. Espero que se contagien sólo las buenas costumbres del otro, y no la ineptitud —hizo una corta pausa—. Difícil.

Por vez primera desde su nueva taza, dirigió la mirada a los hombres frente a ella y se relamió. El enmascarado, mientras tanto, rodearía la mesa posicionándose tras el par. Sin emitir palabra chasqueó los dedos con una mano asomada entre ambos, y gesticuló con la misma hacia arriba para que se pusieran de pie, para caminar en dirección Sur según les señalaría. De no hacerle caso, los tomaría por el hombro y elevaría cual viles muñecos de trapo. Saito les saludaría elevando la diestra y moviendo suavemente sus dedos, mientras partían de su improvisada sala de té.

Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por NB Narración el Jue Jun 07, 2018 5:46 pm

Fin de la Narración.
Así finaliza la narración de esta pequeña cita con la Mizukage. Deben narrar en su último turno el regreso a Kirigakure (sea por voluntad propia o a la fuerza), teniendo en cuenta que el NPC que los escolta no interactuará de ningún modo más que obligarles a seguir el camino correcto.

La recompensa por esta trama entre aldeas se dará una vez finalizado el tema principal de la misma.

Mucha suerte, y nos vemos en el infierno.

Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por Kuroda Yukimura el Vie Jun 08, 2018 1:44 am

Hora del té
Kuroda Yukimura
País del AguaBosquePresente
No podía hacer otra cosa que bajar la mirada, mi tez se comenzaría a poner roja, ya fuera por la vergüenza de la situación, ya fuera por el enfado que tenía por todo lo sucedido. >> Callate, Kuroda, bastante has liado ya << Pensé para mí al mismo instante que me levantaba de la silla cuando el personaje en cuestión se colocara detrás de nosotros. No podía realmente pensar con claridad, las piernas me temblaban levemente y mientras que más pasara el tiempo y mi cuerpo se viera rodeado de esa niebla que volvería a hacerse notar en el lugar, cerraría los ojos al mismo tiempo que bajaba mi mirada hacia mis pies. Todo había cambiado, hacía un momento que mi mente recordaba como subía mi cuerpo hacia aquel barco que nos traería hacia este infierno en el que no había hecho nada.

Separé mi cuerpo del lugar para dirigirme hacia mi nuevo lugar, no sin antes dirigir una mirada fría, aunque triste hacia la Mizukage. No se llegaba haciendo el tonto y lamentándose, solo se llegaba volviendo a intentarlo, marcar un antes y un después era lo que iba a conseguir. Vaya que sí lo iba a conseguir. - Gracias por los consejos, fueran los que fueran, Mizukage-sama - Últimas palabras para dirigir mi vista hacia el moreno, de nuevo aquella mirada, tristeza, mas mi indiferencia hacia el futuro cambiaría, normalmente miraba al norte de mi vida con ganas, con fuerza, con ilusión, ahora solo veía el futuro como la niebla que me rodeaba, espesa, indiferente, y molesta, muy molesta.


Caminé con la mirada baja, pero no por eso bajaría mis sentidos para no caerme, pues las piernas seguirían temblándome. >> Mierda de examen, mierda de País y mierda de todo << Pensaría, como siempre, derrotista, incluso aquel odio interno que tendría masticado hacia el moreno cambiaría a indiferencia. Tenía la sensación de que ahora mismo si me clavaran una Katana, no sangraría. ¿Qué sería de mí a partir de ahora?

Estadísticas:
  • Fuerza : 20
  • Resistencia : 30
  • Agilidad : 32
  • Espíritu : 30
  • Concentración : 32
  • Voluntad : 20
Chakra : 115(88,46%)


Técnicas:

Cansancio:
- Chakra 100% : estás descansado y en perfectas condiciones. Puedes combatir con todas tus facultades físicas.
Equipo Ninja:


  • Estuche pequeño (muslo derecho):
    - 2 kunais
    - 2 shurikens
    - 1 bomba de humo
  • Estuche pequeño (muslo izquierdo):
    - 2 kunais
    - 2 shurikens
    - 1 bomba de humo
  • Estuche mediano (cintura izquierda):
    - 5 shurikens
    - 4 kunais
    - 2 bombas de humo
    - 2 píldoras del soldado
    - 3 sello explosivo
    - Tsukihana no Manto
  • Estuche mediano (cintura derecha):
    - 9 Shurikens
    - 2 kunais
    - 2 bombas de humo
    - 1 píldora del soldado
  • Estuche grande (cintura centro):
    - 2 píldoras del soldado
    - 1 pergamino de almacenaje
    - 3 sellos explosivos
    - 1 Respirador
    - 3 bengalas
  • Comunicador (oreja derecha) ---> Frecuencia 15.6
  • Tanto (Espalda)
  • Mecanismo Kunai Oculto x2 (cada uno en una muñeca, ocultos)
  • Banda Ninja Getsu (cuello)
  • Capa impermeable (puesta)

Acciones:
- Escucho y me levanto cuando debo hacerlo.
- Me preparo para irme, levanto la mirada hacia la Mizukage y le hablo, a continuación, miro hacia Akatsuki y me voy.


Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por Akatsuki- el Vie Jun 08, 2018 8:24 pm




En retrospectiva su ultimo examen habia sido mas exitoso ¿que este?, era complicado sacar un corte de caja, porque si bien habia fallado lo cual era bastante malo, el conocer en persona a la mizukage y tomar el te con ella, no lo consideraba un fracaso en absoluto. Por desgracia esa reunión se llevo a acabo porque habia fallado en la prueba, lo cual era la peor manera de presentarse sin embargo otra vez la misma mizukage les daba una prueba para redimir su falla, no sin antes haberle leído la cartilla de lo mal que habían hecho. Si tenía que hacer un resumen es que esta parte de su vida era un carrusel, aun no estaba seguro si pararía en algo bueno o en algo malo, ya que seguía dando vueltas.

Las últimas palabras dichas por ayame-sama fueron para el genin de getsu que parecía que no tenía sentido de la auto preservación o simplemente era cabeza dura. En ese momento el castaño prefirió terminar de tomar el té que le habían servido. Pues fue último momento dulce que tuvo, ya que al parecer se iba con castigo al final, ya que el tal kuroda seria nuestro “invitado” y yo tendría que tenerlo en mi casa y esas instrucciones eran dadas por ayame-sama lo que significaba que no podía decir que no, la temperatura aumento y la niebla se empezó hacer más presente. En cuanto llamo a su guardia un shinobi enmascarado ya estaba detrás de nuestra silla.  El castaño se levantó y antes de retirarse se dirigió a la mizukage- Gracias por la bebida Ayame-sama, con su permiso- Y agachando la cabeza como despedida.

Tomo camino rumbo a la aldea pudo ver de reojo al joven kuroda, que ahora lo blanco de su piel estaba en un color rojiso y una cara de pocos amigos, para variar una clara muestra que tenía una cruz algo pesada que aguantar, en todo caso no estaba de humor- Supongo que tendré que prestarle un futon- chasqueando la lengua- O siempre podría dormir en el sofá-Ese examen sin duda había sido muy inesperado, en todo caso tenía mucho que escribir en su diario, además de darle de comer a shiro y suponía que tendría que pensar que contarle a su tío respecto a su desempeño y su inesperado invitado.

Estadisticas:

  • Fuerza : 20
  • Resistencia : 20
  • Agilidad : 30
  • Espíritu : 30
  • Concentración : 30
  • Voluntad : 30-10 = 20
Chakra : 124-


Resumen de acciones:

-Akatsuki Escucha las ultimas palabras de la mizukage mientras toma el te
-Se levanta y se despide la mizukage
- toma camino a la aldea mientras reflexiona

OFF: lamento la tardanza y nose si mi resumen este bien, de cualquier caso, si estoy mal haganmelo saber para corregirlo

PAÍS Del Agua - Kirigakure




.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-

The One:


.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-

pienso - Hablo

Premio kawaii-2017:

Volver arriba Ir abajo

Re: [3º Examen Chunnin] Hora del Té

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.